Fenotipo ocular en pacientes con aniridia y su relación con el gen PAX6

El gen PAX6 es fundamental en el desarrollo ocular de vertebrados, involucrado principalmente en la formación de las diferentes “capas” que forman el globo ocular y la lente del mismo (el cristalino). De hecho, en adultos sanos, la expresión de PAX6 se puede detectar en la córnea, el iris y el cristalino. Actualmente, se han identificado más de 500 mutaciones diferentes que pueden afectar al gen PAX6, causando diferentes patologías a nivel ocular, entre ellas la aniridia, la cual puede cursar con diferentes fenotipos (características de un organismo que vienen determinadas por su genética) (Lima-Cunha et al., 2019).

La característica más evidente en los pacientes con aniridia es el desarrollo incompleto del iris, pero en el 50-85% de estos pacientes se presentan cataratas, así como el desarrollo incompleto de la fóvea (punto de la retina en el que se obtiene la mayor agudeza visual) en el 85-95% de los casos y un defecto en el desarrollo del nervio óptico en el 10%. Además, el 90% de estos pacientes tienen dañada la córnea (Lima-Cunha et al., 2019). A lo largo del tiempo, se ha ido estudiando la relación de estos fenotipos con la genética de los pacientes.

Recientemente, se ha llevado a cabo un estudio clínico en el que se ha analizado la relación entre la patología corneal y las mutaciones en el gen PAX6 en pacientes con aniridia. En el ensayo se incluyeron 46 pacientes con aniridia congénita en los cuales se realizó un análisis clínico exhaustivo de la córnea y de la agudeza visual, además de la secuenciación del gen PAX6. Se observó que 5 pacientes que no tenían mutado el gen PAX6 mostraban un daño corneal leve, con mejor estructura en la capa superior de la córnea y mejor sensibilidad corneal que los pacientes con mutaciones en dicho gen. Los pacientes con mutaciones en este gen mostraron un aumento en el espesor corneal, mayor presencia de células inflamatorias en dicho tejido y una sensibilidad reducida. Con este estudio, se concluyó que el daño corneal mínimo, que existe en prácticamente la totalidad de los pacientes con aniridia, es independiente de si la aniridia es debida a una mutación en el gen PAX6 o no, y dicha patología corneal consiste en un aumento en el grosor de la córnea, reducción de la sensibilidad e inflamación (Lagali et al., 2020).

En otro estudio, en el que se incluyeron 37 pacientes afectados por aniridia y 58 individuos sanos, se analizaron diferentes características clínicas de la retina, realizando también la secuenciación del gen PAX6. En todos los pacientes en los que se observó una mutación en el gen PAX6 (97% de los pacientes con aniridia) se encontró un pobre desarrollo de la fóvea, estimada por OCT (tomografía óptica de coherencia). Las personas afectadas de aniridia presentaban una retina más delgada que las personas sanas. Además, los pacientes con aniridia en los que no estaba alterado el gen PAX6 se asociaron con los fenotipos retinianos patológicos más leves (Pedersen et al., 2020).

Con los resultados de estos dos estudios, parece que pacientes con aniridia, sin el gen PAX6 mutado, presentan alteraciones oculares más leves. Además, con los diferentes ensayos clínicos desarrollados a lo largo del tiempo, se puede establecer la relación entre las mutaciones que afectan al gen PAX6 y el fenotipo ocular de esos pacientes, por lo que, estudiando el perfil genético del paciente, se pueda prever su evolución y dirigir de forma correcta su tratamiento.

Referencias

Lima Cunha D, Arno G, Corton M, Moosajee M. The Spectrum of PAX6 Mutations and Genotype-Phenotype Correlations in the Eye. Genes (Basel). 2019;10:1050. doi: 10.3390/genes10121050.

Lagali N, Wowra B, Fries FN, Latta L, Moslemani K, Utheim TP, Wylegala E, Seitz B, Käsmann-Kellner B. Early phenotypic features of aniridia-associated keratopathy and association with PAX6 coding mutations. Ocul Surf. 2020;18:130-140. doi: 10.1016/j.jtos.2019.11.002.

Pedersen HR, Baraas RC, Landsend ECS, Utheim ØA, Utheim TP, Gilson SJ, Neitz M. PAX6 Genotypic and Retinal Phenotypic Characterization in Congenital Aniridia. Invest Ophthalmol Vis Sci. 2020;64:14. doi: 10.1167/iovs.61.5.14.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.